№№ заданий Пояснения Ответы Ключ Добавить инструкцию Критерии
Источник Раздел кодификатора ФИПИ
PDF-версия PDF-версия (вертикальная) PDF-версия (крупный шрифт) PDF-версия (с большим полем) Версия для копирования в MS Word
Вариант № 26883

1.

Вы услышите 6 высказываний. Установите соответствие между высказываниями каждого говорящего A–F и утверждениями, данными в списке 1–7. Используйте каждое утверждение, обозначенное соответствующей цифрой, только один раз. В задании есть одно лишнее утверждение. Вы услышите запись дважды.

 

 

1. El cuadro representa un hecho histórico.

2. El florecimiento artístico español duró un siglo.

3. La naturaleza es esencial para este género pictórico.

4. El pintor creaba imágenes surrealistas.

5. En Roma se inaugura una exposición.

6. Los pintores crearon un nuevo movimiento artístico.

7. El museo tiene una magnífica colección de cuadros.

 

ГоворящийABCDEF
Утверждение

2.

Вы услышите диалог. Определите, какие из приведённых утверждений А–G соответствуют содержанию текста (1 – Verdadero), какие не соответствуют (2 – Falso) и о чём в тексте не сказано, то есть на основании текста нельзя дать ни положительного, ни отрицательного ответа (3 – No se menciona). Занесите номер выбранного Вами варианта ответа в таблицу. Вы услышите запись дважды.

 

 

A. Loli chocó con un turismo porque iba muy rápido

B. Se dio un golpe en la cabeza

C. Al caer la chica perdió el conocimiento

D. El conductor llamó al Servicio de Urgencias y Emergencias Sanitarias para que viniera la ambulancia

E. La chica volvió en sí en la ambulancia

F. El turismo de los viajeros de tercera edad chocó con una moto

G. En el accidente resultaron heridas varias personas

 

Запишите в ответ цифры, расположив их в порядке, соответствующем буквам:

ABCDEFG
       

3.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

La bailaora dice que tenía una niñez ...

 

1) feliz.

2) desgraciada.

3) aburrida.

4.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

Doña Cristina cuenta que bailaba a solas porque se sentía ...

 

1) confusa.

2) desdichada.

3) avergonzada.

5.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

La bailaora recuerda que su padre siempre la ...

 

1) castigaba.

2) animaba.

3) besaba.

6.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

Según la bailaora su familia no quiso que ella ...

 

1) regresara de Nueva York.

2) se quedara en Sevilla.

3) fuera a Madrid.

7.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

Doña Cristina dice que para obtener éxito no bastaba con ...

 

1) bailar bien.

2) ser bonita.

3) tener buenas formas.

8.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

La bailaora confiesa que al principio bailaba a la manera ...

 

1) asturiana.

2) andaluza.

3) madrileña.

9.

Вы услышите репортаж дважды. Выберите правильный ответ 1, 2 или 3.

 

 

Según la bailaora con Antonio Gades aprendió ...

 

1) bastante.

2) poco.

3) mucho.

10.

Установите соответствие между заголовками 1–8 и текстами A–G. Запишите свои ответы в таблицу. Используйте каждую цифру только один раз. В задании есть один лишний заголовок.

 

1. Salvaguardemos nuestra diversidad.

2. Lenguas románicas.

3. ¡Veámoslo!

4. ¿Son más eficaces unas lenguas que otras?

5. Todos pueden participar.

6. Para comunicarse en pie de igualdad.

7. No es fácil сalcularlo.

8. Somos una gran familia.

 

A. Es difícil decir cuántas lenguas se hablan en el mundo. Lo mismo podría decirse de Europa. De todas formas, se puede considerar que el número de lenguas habladas en el continente europeo llega a setenta. En el continente europeo hay lenguas que casi se han dejado de hablar como el aragonés y que en los últimos tiempos han vuelto a utilizarse. Lenguas que llegan con las personas que las utilizan y lenguas que parecen resucitar.

 

B. La mayoría de las setenta lenguas que se hablan en Europa pertenece a la familia indoeuropea. Lo que significa que tienen un origen común y que, por lo tanto, se asemejan, aunque estas similitudes, por ejemplo, entre el italiano y el sueco, con frecuencia pueden ser detectadas sólamente por los especialistas. También hay lenguas de las familias urálica (el finlandés, el estonio o el húngaro) y altáica (el turco o el tártaro) y una lengua sin familia conocida, el vasco.

 

C. La Unesco celebra el Día Internacional de la Lengua Materna que se inscribe en el marco de sus esfuerzos para proteger el patrimonio de la humanidad y preservar la diversidad cultural. Al menos tres mil de las seis mil lenguas que se hablan en el mundo están en peligro de desaparición. Cada lengua refleja una visión del mundo y una cultura únicas. Por eso, con la desaparición de una lengua, se pierde para siempre una parte insustituible de nuestro conocimiento.

 

D. Según un reciente estudio, las lenguas tienen un mecanismo que regula la velocidad de transferencia de información. Así, las lenguas que tienden a hablarse más lentamente suelen también condensar en pocos elementos lingüísticos una gran cantidad de información, y viceversa. Existe, pues, un equilibrio entre velocidad de habla y densidad informacional, por lo que el índice de transferencia de información de las distintas lenguas es aproximadamente el mismo. ¿Pero si es posible hablar de la eficacia de tal o cual idioma?

 

E. El esperanto es la lengua artificial con más éxito. Cuenta con varios cientos de miles de hablantes, y para unos pocos de ellos es su lengua materna. Sus hablantes están organizados en asociaciones en muchos países. Lo más esencial en esperanto es la lógica y la claridad del estilo. Sus defensores argumentan que su aprendizaje es muy sencillo y que al ser una lengua neutral pone a los hablantes de países distintos en igualdad de condiciones para poder comunicarse.

 

F. El Centro de Lenguas Modernas es un servicio de la Universidad creado con el fin depromover el aprendizaje de lenguas entre los miembros de la comunidad universitaria. El centro también está abierto a cualquier persona que tenga cumplidos 16 años y esté interesada en conocer otros idiomas. El personal del Centro, reconocidos especialistas en lenguas modernas, desarrolla también otras tareas como las de traducción e interpretación, formación de profesorado, etc.

 

G. El nuevo documental cuenta la historia de las lenguas indígenas en el Perú, poniendo énfasis en su situación marginada y en la supuesta superioridad del castellano. Habla de la discriminación que sufren los hablantes de las lenguas nativas peruanas, propone que aprender castellano no debería significar dejar de hablar las otras lenguas del Perú y que la pérdida de muchas de las lenguas originarias atenta contra lo más íntimo de la identidad de las personas.

 

 

ТекстABCDEFG
Заголовок

11.

Прочитайте текст и заполните пропуски A–F частями предложений, обозначенными цифрами 1–7. Одна из частей в списке 1–7 — лишняя. Занесите цифры, обозначающие соответствующие части предложений, в таблицу.

 

Las ciudades más españolas de México

 

En 1521 Hernán Cortés entró en México dando paso a la creación del virreinato de Nueva España. Desde entonces y hasta su independencia en 1821, el intercambio cultural entre los dos territorios A _______________________ día. Merece la pena recorrer Mérida, Puebla, Guanajuato, Durango y Morelia para contemplar la huella de nuestros antepasados.

Mérida, capital del Estado de Yucatán, es una de las ciudades más importantes de México y, a parte de por su cultura y modernidad, destaca por su historia y belleza arquitectónica. Llamada «la Blanca Mérida», varios de sus edificios B _______________________ caliza y blanca de pirámides prehispánicas.

Puebla C _______________________ con cinco siglos de presencia colonial. Una leyenda cuenta que un ángel elevó la campana a lo alto de la catedral, motivo por el que se conoce al lugar como Puebla de los Ángeles. Guanajuato fue construida entre los siglos XVI y XVIII. Rodeada por las montañas de la Sierra de Guanajuato, su sobrenombre, «lugar de las ranas», D _______________________ la forma de su terreno montañoso era similar al de ese anfibio.

Durango es famosa por su entorno natural y sus edificios coloniales. Cuenta con una amplia riqueza de recursos E _______________________, los motivos por los que atrajo a los colonizadores a mitad del siglo XVI.

La arquitectura de Morelia atrapa la vista. El monumento más distintivo es su acueducto de 253 arcos. Menos conocida es la Alhóndiga, que F _______________________ Corte. Morelia se distingue por sus museos, galerías y cafés llenos de vida. Aquí se vive la tradición al máximo.

 

1. coloniales se construyeron con la piedra

2. combina las ventajas de una ciudad moderna

3. internacionales preferidos por los españoles

4. se debe a que para los primeros habitantes

5. fue un granero y hoy es la sede de la

6. naturales, tales como minerales y madera

7. fue tan enorme que perdura hasta hoy en

 

ПропускABCDEF
Часть предложения

12.

¿Por qué Daniel era un niño excepcional?

 

1) Solía ganar en las competiciones deportivas.

2) Sabía predecir el resultado de los juegos de azar.

3) Cada fin de año hacía regalos a todo el mundo.

4) Estaba obsesionado por las matemáticas.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

13.

¿Qué consecuencias tuvo el don para el muchacho?

 

1) Carecía de fuertes emociones sentimentales.

2) La gente pensaba que él era un imbécil.

3) No podía ganar lo suficiente para su papá.

4) Al arruinarse se fue de la ciudad natal.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

14.

Una mujer provocó un vivo interés del camarero joven después de …

 

1) hacer un generoso donativo al restaurante.

2) mostrarle que también tenía fuerzas mágicas.

3) recibir inesperadamente un montón de dinero.

4) irse sin pagar por el desayuno.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

15.

La frase “se enamoró hasta más no poder” en el cuarto párrafo significa que …

 

1) la mujer se negó a la relación amorosa.

2) Daniel no quería tener relaciones románticas con ella.

3) la muchacha tenía un amor interesado.

4) la joven se prendó de él perdídamente.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

16.

¿Qué solía hacer Daniel en su tiempo libre?

 

1) Ayudaba a la gente y los animales.

2) Criaba los perros y luego los vendía.

3) Trabajaba en un colegio para los inmigrantes.

4) Estaba de asistente social en la Cruz roja.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

17.

Daniel un día se sintió infeliz porque …

 

1) no pudo permitirse comprar todo lo que Marta quería.

2) se dio cuenta de que había usado su don por interés egoísta.

3) ya no quería a su novia y no sabía cómo decírselo.

4) no pudo ahorrar lo suficiente para comprar una casa propia.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

18.

¿Por qué al final de la historia los jóvenes se hicieron felices?

 

1) Inauguraron un centro especial para la gente pobre.

2) Supieron vencer la avaricia que arruinaba su amor.

3) Adoptaron a varios animales de la calle.

4) Se casaron y se trasladaron a otro barrio.


El don

 

Daniel tenía un don. Tal vez, uno de los más deseados por el resto de los humanos: conocía con antelación los números de lotería que tendrían algún premio el día del sorteo. Se dio cuenta del don cuando era adolescente y fue un día con su padre a comprar lotería de navidad: observó perplejo cómo algunos de los décimos parecían emitir una especie de calor especial, extraño, casi extravagante. Casi parecía que tuvieran luz propia.

Pero la moneda siempre tiene dos caras. No conocía el amor. Aquel don fantástico tenía un precio enorme: su corazón no se estremeció jamás por una caricia. Fue entonces cuando empezó a odiar aquella falsa virtud de acertar siempre. ¡Tan absurdo, vacío e idiota se sentía! Cuando tuvo veintiún años se fue de casa. No lo aguantó más. Eligió la capital, allí, trabajando de camarero entre tanto millón de humano, difícil sería que volvieran a molestarle por culpa de aquel don tan idiota. Jamás utilizó su ahora secreto don para su propio beneficio, y eso era algo que le llenaba de felicidad.

Una día una mujer le dejó una propina desmesurada por un simple café con leche y un croissant. En aquel momento Daniel sintió algo en lo más profundo de él. Al mirarla a los ojos y sonreír muerto de vergüenza por aquella generosidad, observó que aquellos ojos de miel tenían la misma luz que irradiaban aquellos boletos de lotería. Cayó rendido, rendido al amor. Daniel se enamoró como un loco.

A Marta le enamoró aquella paz que parecía envolver a aquel camarero de mirada tímida, casi fugaz. Y empezaron a salir. Marta se enamoró hasta más no poder cuando descubrió que su novio se pasaba horas y horas en comedores sociales, no sólo como voluntario, sino también aportando dinero para abastecer de más recursos alimenticios a los más necesitados. La muchacha alucinó aún más cuando observó cómo se gastaba mucho más de lo que le aportaba su miserable sueldo en alimentos para donarlos a la caridad; cómo compraba libros para chavales sin recursos; cómo alimentaba a los gatos y perros ansiosos de un dueño al que llenar de amor incondicional.

Una noche Daniel le explicó a la muchacha lo de su don, que eso le llenaba el alma. Marta no daba crédito a cuanto escuchaba y su imaginación más egoísta -o tal vez también más humana, más terrenal- ya sólo pensaba en las mil y una cosas que podrían tener gracias a ese don tan excepcional.

La primera vez que Daniel utilizó el dinero de un premio para sí mismo sintió un frío recorrer por todo su cuerpo. Algo se rompía dentro de él justo cuando pagaba unos zapatos que gustaban a Marta desde hacía semanas. A esos zapatos caros, les siguieron varias prendas de vestir y algunas cenas románticas en restaurantes. Un velo casi invisible, imperceptible, le cubrió los ojos al muchacho, la cara … y en unos días el corazón y el alma.

Marta se sabía responsable de aquella desdicha. Pero el amor de Marta era sincero y decidió que ahora sería ella la que ayudaría a Daniel. Y propuso un plan que se resumía en algo muy sencillo: al día siguiente se gastarían los últimos ahorros en comprar un décimo de lotería de todas las terminaciones, del cero al nueve.

En el barrio son la pareja más admirada. Allá donde van acaban con la miseria. "¡Y sólo con el sueldo de un camarero y el de una profesora!”, escucharon sin querer una vez a unas mujeres que cuchicheaban desde el otro lado de la acera. Marta y Daniel sonrieron felices, así es como les gustaba vivir.

19.

Преобразуйте, если это необходимо, слово TENER так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

El peludo

 

Un hombre tenía el pelo muy largo, pero le faltaba dinero para cortárselo. Y cuando encontró en la calle a un niño también

peludo, le preguntó si __________________ ganas de cortarse el pelo y el niño dijo que sí, pero no podía pagar.

20.

Преобразуйте, если это необходимо, слово PAGAR так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Entonces el hombre le prometió que si callaba no __________________ nada. El niño aceptó y los dos fueron a la peluquería.

21.

Преобразуйте, если это необходимо, слово ATENDER так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

El hombre fue el primero en cortarse el pelo y le dijo al barbero: “__________________Ud. a mi hijo, voy a salir un

momento”. El niño quedó con el pelo corto, pero el hombre no volvió más.

22.

Преобразуйте, если это необходимо, слово DE ÉL так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

El profesor al que le faltaba un tornillo

 

Había un profesor muy distraído, por lo que la gente decía que “le faltaba un tornillo en la cabeza”, o sea, estaba medio loco.

Pero él no hacía caso a nadie, viviendo sólo de estudios científicos y libros __________________.

23.

Преобразуйте, если это необходимо, слово CAMINAR так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Un día, cuando estaba __________________ por la calle, se resbaló y se rompió una pierna. Lo llevaron al hospital, donde

le fijaron el hueso roto con dos tornillos.

24.

Преобразуйте, если это необходимо, слово TENER так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Al salir del hospital, encontró a uno de sus amigos que le dijo que __________________ el accidente porque le faltaba un tornillo.

25.

Преобразуйте, если это необходимо, слово PONER так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Y el profesor le respondió con sonrisa: “Como me faltaba un tornillo, me __________________ dos …”

26.

Образуйте от слова VARIO однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Gastronomía de Salamanca

 

La gastronomía forma parte de la cultura salmantina. Como es una zona de interior y de clima frío y seco, las carnes frescas o curadas son la base de los platos tradicionales y ofrecen una gran __________________.

27.

Образуйте от слова FORMA однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Hay que resaltar los embutidos, reconocidos en toda España. Los quesos de oveja y las legumbres __________________

parte de la gastronomía popular y tradicional de Salamanca.

28.

Образуйте от слова PESCA однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

También, los platos realizados con el __________________ de río están muy presentes en toda la provincia: peces

escabechados, las truchas, los cangrejos.

29.

Образуйте от слова DOMINANTE однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Y, naturalmente, ¿quién puede resistirse a probar los dulces __________________ como el turrón de La Alberca, o el bollo maimón, miel, rosquillas, castañas y cerezas de la sierra?

30.

Образуйте от слова PRODUCIR однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

Salamanca es una provincia de paisajes muy variados: al noreste es una zona de cereales, llana. Al noroeste, zona de

pastos secos y duros, excelentes para la __________________ de carne y leche de oveja.

31.

Образуйте от слова FAMA однокоренное слово так, чтобы оно грамматически соответствовало содержанию текста.

 

En el centro-oeste, tenemos el __________________ Campo Charro, la dehesa salmantina en la que se crían toros de lidia y cerdos ibéricos.

32.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) incluso

2) aún

3) hasta

4) asimismo


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

33.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) aproximaron

2) afrontaron

3) acudieron

4) ausentaron


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

34.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) había pasado

2) había celebrado

3) había sido

4) había tenido


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

35.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) Aunque

2) Tampoco

3) También

4) Como


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

36.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) anciano

2) anterior

3) antiguo

4) antepasado


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

37.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) permite

2) falta

3) necesita

4) debe


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

38.

Вставьте пропущенное слово:

 

1) gastos

2) precios

3) cálculos

4) cobros


Historia de un diario de amor

 

Gertrudis Gómez de Avellaneda, destacada poetisa romántica cubana, e Ignacio de Cepeda se encontraron en Sevilla, en 1839. Ella era dos años mayor que él, pero le aventajaba 32 ______ más en calidades básicas de lo humano. Siete años más tarde, estos dos seres tan distintos se 33 ______ nuevamente. Mucho había pasado en ese tiempo. Para Gertrudis 34 ______ el matrimonio y la viudez, con Pedro Sabater, su primer esposo. Cepeda, entre tanto, se había hecho abogado de fortuna y podía vanagloriarse de un cargo adquirido: el de consejero provincial.

35 ______ el segundo intento trajo la felicidad: los amantes se separaron al cabo de unos meses, si bien no dejaron de escribirse sino hasta 1854. Fue en ese año cuando el 36 ______ galán se casó con otra.

Gertrudis murió el primero de febrero de 1873. Cepeda, próspero y tradicionalista, fue elegido a las Cortes en 1866. Falleció en 1906, a la edad de los noventa.

Sin embargo, algo se le 37 ______ a don Ignacio: su vanidad le hizo conservar cuidadosamente las cartas que en diversos momentos de su vida le había dirigido la Avellaneda. Gracias a esto, el epistolario se publicó en Huelva, en 1907. Fue la viuda de Cepeda quien pagó los 38 ______ de la edición: los primeros trescientos ejemplares de la historia de amor de una mujer apasionada y extraordinaria. En la lengua española no existe nada que pueda compararse con estas confesiones tan llenas de pasión y agonía, de devoción y grandeza, de ternura y astucia.

39.

На recibido una carta de su amigo español Ramón que escribe:

 

¡Qué día fenomenal he tenido hoy! Mis amigos y yo hemos visitado la casa museo de Dalí en Figueres. Siempre me impresionaban los cuadros de este pintor, su manera extravagante de ver las cosas reales. Me era muy interesante observar el ambiente que rodeaba al pintor en su vida cotidiana.

Y tú, ¿eres amante de la obra de Dalí?¿Conoces a los pintores rusos que pertenecen a la misma manera de pintar?

¿Tienes algunos pintores preferidos rusos?

Ahora estoy preparando una presentación dedicada a los pintores rusos...

 

Escriba la carta de respuesta contestando las preguntas de su amigo. Al final de la carta formule 3 preguntas al amigo español acerca de su presentación. Escriba 100−140 palabras. Recuerde las reglas de escribir cartas personales

40.

Выберите только ОДНО из двух предложенных высказываний и выразите своё мнение по предложенной проблеме согласно данному плану.

 

Comente uno de los temas que se proponen.

 

1. La profesión más demandada del futuro será la de ecólogo.

2. Unos creen que hay que reducir la temporada de vacaciones escolares en verano extendiendo las vacaciones en invierno.

 

¿Qué opinión tiene usted y por qué? Escriba 200–250 palabras.

 

Escriba según el plan:

− exponga el problema parafraseando el enunciado;

− exponga su opinión personal y aduzca 2–3 argumentos para sostenerla;

− exponga una opinión contraria y aduzca 1–2 razones al respecto;

− muestre su desacuerdo con las afirmaciones anteriores y explique por qué usted no las acepta;

− elabore una conclusión reafirmando su opinión.

41.

Imagina que estás preparando un proyecto con tu amigo. Has encontrado un material interesante para la exposición y quieres leer el texto a tu amigo. Tienes un minuto y medio para leer el texto en voz baja, luego prepárate para leerlo en voz alta.

Cáceres, llena de vida y de historia

 

La creación en mayo de 1973 de la Universidad de Extremadura ha contribuido a dinamizar notablemente el ambiente de la ciudad. A lo largo del curso académico el bullicio y la diversión se localizan en torno a la Plaza Mayor. Un punto de reunión nocturno, marcadamente juvenil, es la Madrila, urbanización moderna que cuenta con abundancia de bares y discotecas. Más tranquilo resulta el ambiente de las calles Pizarro y Sergio Sánchez.

En el apartado cultural, durante los últimos años las plazas cacereñas han sido escenarios del Festival Internacional de Músicas Étnicas. En junio se desarrolla un Festival de Teatro, con representaciones al aire libre en la zona monumental. El Otoño Cultural y el Otoño Musical traen interesantes conciertos, conferencias y exposiciones.

El 23 de abril se celebra la fiesta en honor de San Jorge, patrono de la ciudad, que incluye una cabalgata de dragones, combates de moros y cristianos y quema nocturna del dragón en la Plaza Mayor.

42.

Observa el anuncio.

 

 

¡El nuevo libro de recetas de Laura Rojas!

Has decidido comprar el libro y quieres recibir más información para aclarar unas cosas. Dentro de un minuto y medio tienes que hacer cinco preguntas directas para averiguar lo siguiente:

 

1) edición de bolsillo

2) número de ilustraciones

3) comida vegetariana

4) precio

5) versión audio del libro

 

Tienes veinte segundos para formular cada pregunta.

43.

Imagina que mientras viajabas durante tus vacaciones tomaste algunas fotos. Elija una foto para presentarla a tu amigo.

 

 

Tendrás que empezar a hablar en 1,5 minutos y hablar unos 2 minutos (12-15 oraciones). En su charla recuerde hablar sobre:

 

• cuando te tomaste la foto

• qué / quién está en la foto

• que está sucediendo

• ¿Por qué te tomaste la foto

• por qué decidiste mostrar la imagen a tu amigo

 

Tienes que hablar continuamente, empezando con: "He elegido la foto número ...".

44.

Estudia las dos fotografías. En 1,5 minutos estará listo para comparar y contrastar las fotografías:

 

• da una breve descripción de las fotos (acción, lugar)

• dice lo que las fotos tienen en común

• dice de qué manera las imágenes son diferentes

• di que tipo de lectura presentados en las fotos prefieres más

• explica por qué

 

Tienes que hablar sólo no más de 2 minutos (12-15 oraciones). Tienes que hablar continuamente.